Qué bienvenida tan cariñosa me dio la jefa! cojida a más no poder

Descripción

Hace poco menos de un mes me avisaron que me habían aceptado para el trabajo al que había aplicado. Yo estaba muy nervioso. Apenas llegue a la empresa me contaron que mi jefa era una de las personas más estrictas ahí. Yo en un principio no creía mucho en eso puesto que es natural que los viejos empleados siempre quieran asustar a los nuevos. Pero no tardó el día en que tuviera que visitar a mi jefa a su oficina y ahí fue donde la conocí. La puta usaba un traje tan ajustado que sus tetas se le iban a salir. Después de hablar de temas del trabajo me invitó para platicar acerca de un ascenso mientras yo la penetraba con mi verga bien parada.